COLECTIVO BOLIVIANO CANADIENSE


Se suman a campaña antirracista el Parlamento Indígena, el Parlatino y la Unión de Entidades de Psicología

Posted in Racismo par colectivoboliviano sur 11 juin, 2008

(UPIC-Tierra).- El Parlamento Indígena de América pidió hoy al Comité Ejecutivo de la Confederación de Universidades de Bolivia (CEUB) que sancione y desconozca a Jaime Barrón como rector de la Universidad de San Francisco Xavier de Chuquisaca por haber promovido y alentado acciones racistas. Al mismo tiempo, el Parlamento Latinoamericano (Parlatino) decidió enviar al país una comisión investigadora de las agresiones a campesinos el 24 de mayo en Sucre, calificadas por la Unión Latinoamericana de Entidades de Psicología (Ulapsi) como actos “impropios” de una sociedad civilizada.

Concita la atención internacional el preocupante rebrote de expresiones racistas en Bolivia, más propias de una sociedad colonial que de un Estado democrático moderno, según la Organización de Naciones Unidas (ONU). Una delegación oficial de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) de la Organización de Estados Americanos (OEA) se encuentra en Bolivia investigando varios casos de discriminación y racismo en todo el país que derivaron en graves hechos de violencia. Uno de los principales objetivos de la delegación de la CIDH es recabar información sobre los disturbios en la provincia Cordillera del Departamento de Santa Cruz, donde una articulación de políticos, cívicos y terratenientes impide a balazos el saneamiento de tierras y la titulación de una Tierra Comunitaria de Origen (TCO) en beneficio de indígenas guaraníes de la localidad de Alto Parapetí. La CIDH no es la única instancia internacional que tiene los ojos puestos en Bolivia. Este martes se informó que una delegación del Parlatino integrada por legisladores de la región y miembros de la Sub Comisión de Denuncias de la Comisión de Derechos Humanos visitará el país en las próximas semanas para iniciar una investigación pormenorizada de los hechos del 24 de mayo en Sucre, en coordinación con la Comisión de Derechos Humanos del Parlamento boliviano.

La Junta Directiva del Parlatino reunida en Buenos Aires el viernes pasado emitió una declaración en la que recomienda a los Estados la pronta adhesión y ratificación de la Convención de Derechos sobre los Pueblos Indígenas, reivindicando los derechos de los indígenas y la creación de un nuevo derecho con rango constitucional que recoja sus usos y costumbres.

Asombrados e indignados por los ataques racistas en Sucre, los miembros de la directiva del Parlatino solicitarán que un grupo de auditores especializados en temas de racismo y discriminación de la Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa también investigue los hechos. 

Según la diputada Ximena Flores, vicepresidenta del organismo, con esa declaración se busca proteger la integridad de los campesinos y evitar que hechos racistas similares se repitan en otras regiones latinoamericanas.A nombre del organismo internacional, la secretaria general y anfitriona de la Reunión de Junta Directiva, la senadora argentina Sonia Escudero, expresó su plena solidaridad con el pueblo boliviano y ofreció apoyo total para esclarecer los lamentables sucesos.Por otro lado, el Parlamento Indígena de América presentó hoy una denuncia formal ante el CEUB para que sancione y desconozca a Jaime Barrón, rector de la Universidad de San Francisco Xavier, por incitar y fomentar acciones intolerantes, racistas y discriminatorias, así como por organizar grupos de choque para agredir a mujeres indígenas. “Viendo la gravedad de los hechos, la CUB debe sancionar y desconocer a Barrón como la máxima autoridad de esta casa de estudios y conminarle a renunciar al Comité Interinstitucional”, declaró David Inca, representante de la Asamblea de Derechos Humanos de la provincia de Omasuyos. Nicanor Baltasar, representante de la Central Obrera Bolivia (COB) en el organismo, denunció que Barrón manipula a los estudiantes con notas y becas y los empuja a agredir a los campesinos. La senadora y presidenta del Parlamento Indígena de América Isabel Ortega manifestó además de discriminación, maltrato y crueldad, los indígenas son víctimas de repetidas acciones contra la libertad de opinión, expresión y el derecho a la información, además de intolerancia política. Se llega al extremo de obligar a los campesinos de Chuquisaca a cambiar su vestimenta original y a negar su propia identidad para evitar mayor represión. 

“Racismo patológico”

Preocupados por el resurgimiento de formas de pensar “psicopatológicas”, psicólogos de México, Perú, Brasil, Bolivia, Costa Rica, Paraguay, Guatemala, Panamá, Uruguay, Chile, Argentina, Cuba, Colombia y República Dominicana agrupados en la Unión Latinoamericana de Entidades de Psicología (Ulapsi), convocaron a las instituciones democráticas de Sucre, Bolivia y de Latinoamérica, especialmente a los psicólogos, a pronunciarse para evitar que se repitan acciones de degradación humana como las observadas en Sucre. “Estupefactos ante los actos sucedidos en la ciudad de Sucre, Bolivia, impropios de las sociedades actuales, especialmente en un país donde la mayor parte de los habitantes son indígenas (…); denunciamos tales hechos como atentatorios a la salud mental, a la democracia y a la convivencia civilizada de cualquier sociedad”, dice un pronunciamiento de la Ulapsi.

El documento explica que las formas de actuar de los agresores son parte de los esfuerzos que desde dentro y fuera de Bolivia se oponen a los cambios sociales que se quieren implantar a favor de las mayorías; las mismas que podrían quedar impunes debido a que el Poder Judicial radica en Sucre.

Los miembros de la Ulapsi se comprometen a trabajar en sus países para que no se repitan similares actos racistas en contra de las poblaciones indígenas en un momento en el cual estos grupos sociales marginados por siglos comienzan a reclamar sus derechos.

Más voces solidariasLa organización de solidaridad BoliviaSol con sede en Washington hizo un llamado urgente para tomar acciones contra el racismo en Bolivia y expresó su “profunda preocupación por los sórdidos acontecimientos” del 24 de mayo en Sucre. BoliviaSol es una organización de solidaridad del Área Metropolitana de Washington, DC, que busca apoyar a los movimientos sociales de Bolivia en su lucha por la justicia social y económica, los derechos humanos, la democracia directa, la dignidad y la soberanía. Según esta organización, los actos de violencia e intimidación en contra de un grupo de ciudadanos –cuyo único delito parece haber sido el ejercicio de sus derechos de participación ciudadana– son de responsabilidad de grupos privilegiados que han iniciado una campaña de sabotaje y desestabilización interna.  “Como ciudadanos conscientes de los EEUU y Latinoamérica, sumamos nuestras voces al clamor urgente para acabar con el racismo, la discriminación y la intolerancia. Hacemos un llamado a todos los que creen en los derechos democráticos, la justicia y la paz, para que se unan a la gran campaña contra el racismo y el abuso que han lanzado desde Bolivia”, dice un pronunciamiento de la organización BoliviaSol se refiere a la Campaña por la Dignidad Humana y contra el Racismo que comenzó el martes 3 de mayo en La Paz y que tuvo gran repercusión mediática este lunes 9 de mayo cuando más de 20 mil ciudadanos de El Alto paralizaron el centro de la ciudad de La Paz repudiando los comportamientos racistas y discriminadores que proliferan en el país, especialmente en las ciudades de Sucre y Santa Cruz. Con la campaña se quiere llamar la atención nacional e internacional denunciando los dramáticos casos de los indígenas esclavizados en el chaco, de los indígenas humillados en Sucre y Santa Cruz, y del Presidente indígena desairado por los grupos de poder. Se pretende poner en evidencia que en la “moderna y civilizada” sociedad democrática actual las personas comienzan a pelearse por la comida,  por la seguridad social e inclusive por el reconocimiento de la “ciudadanía”.  Entre otras instituciones, participan en la Campaña contra el Racismo el Defensor del Pueblo, Capítulo Boliviano de Derechos Humanos, Asamblea Permanente de los Derechos Humanos de Bolivia (APDHB), Fundación Unir, Fundación Solón, Centro Gregoria Apaza, Organización Internacional de Trabajo (OIT), CAID, Agencia Nacional de Noticias por los Derechos de la Infancia (Anni), Movimiento Afro, Programa Cédula Gratuita, Encuentro Social Alternativo (ESA) Santa Cruz, Radio Erbol, Radio Qhana, Indymedia y un amplio movimiento de mujeres, artistas, periodistas, poetas e intelectuales.

BOLPRESS, 11 DE JUNIO DE 2008

Publicités

Laisser un commentaire

Entrez vos coordonnées ci-dessous ou cliquez sur une icône pour vous connecter:

Logo WordPress.com

Vous commentez à l'aide de votre compte WordPress.com. Déconnexion / Changer )

Image Twitter

Vous commentez à l'aide de votre compte Twitter. Déconnexion / Changer )

Photo Facebook

Vous commentez à l'aide de votre compte Facebook. Déconnexion / Changer )

Photo Google+

Vous commentez à l'aide de votre compte Google+. Déconnexion / Changer )

Connexion à %s


%d blogueurs aiment cette page :