COLECTIVO BOLIVIANO CANADIENSE


Comenzó la transición del Estado neocolonial al socialismo comunitario, anuncia Evo Morales

Posted in Política,Referéndum par colectivoboliviano sur 8 février, 2009

 

Beni, Pando, Tarija y Santa Cruz ya son legalmente autónomos, pero antes de autogobernarse deben negociar una ley con el gobierno

Los acontecimientos del 7 de febrero de 2009 tendrán una enorme significación en la historia de Bolivia. Ese día nació el nuevo Estado Unitario Social de Derecho Plurinacional Comunitario, libre, independiente, soberano, democrático, intercultural, descentralizado y con autonomías; y comenzó la transición del Estado colonial al socialismo comunitario, interpreta el gobierno de Evo Morales. El Presidente Morales promulgó el sábado la nueva Constitución Política del Estado (CPE), la primera de la historia nacional que es fruto de la deliberación popular en una Asamblea democrática, y la primera que se aprueba por mayoría absoluta de votos en un referéndum.

Las anteriores 18 Cartas Magnas del país fueron redactadas y aprobadas por elites políticas y empresariales, sin la participación de las mayorías nacionales. Según Morales, la promulgación de la nueva CPE constituye « un acontecimiento histórico y singular para Bolivia y Latinoamérica » porque da paso a « la refundación de Bolivia », es decir a la liberación y a la « verdadera independencia » del país, después de « 500 años de rebelión contra el saqueo y el sometimiento colonial, después de 180 años de resistencia contra un estado colonial, después de 20 años de lucha permanente contra un modelo neoliberal ».

« Hermanas y hermanos de Bolivia, en este día histórico proclamo la vigencia del Estado plurinacional unitario, social, y el socialismo comunitario a partir de la promulgación de la nueva Constitución (…) ¡Misión cumplida por la refundación de una nueva Bolivia unida! (…) Ahora pueden sacarme del Palacio, pueden matarme… », dijo eufórico el Presidente ante una multitud congregada en el centro de la ciudad de El Alto. El gobierno boliviano afirma que la CPE es revolucionaria porque abre una nueva etapa histórica con el nacimiento de un Estado plurinacional con igualdad de derechos para todos los ciudadanos sin excluir a nadie.

Por primera vez en la historia de Latinoamérica y del mundo, servicios básicos como el agua, la luz, el teléfono son considerados derechos humanos y no negocios privados. Se constitucionaliza la nacionalización de los recursos naturales estratégicos y se prohíbe la privatización de los bienes comunes. La nueva Ley Suprema prohíbe la instalación de bases militares extranjeras en el territorio boliviano. « Nunca se declarará una guerra (…) eso no significa que si hay agresión no tenemos derecho a defendernos, sino que si hay agresión nos defenderemos, para eso está el mando único de las Fuerzas Armadas y la Policía », aclaró Morales.

La nueva Constitución derrota al imperialismo estadounidense y a las políticas neoliberales que dominaron este país por décadas; nunca más un embajador norteamericano pondrá o sacará ministros, enfatizó el Mandatario. Autonomías legales luego de la promulgación de la CPE, Beni, Pando, Tarija y Santa Cruz ya son departamentos legalmente autónomos, celebró el ministro de Hidrocarburos Saúl Ávalos, mientras que La Paz, Cochabamba, Oruro, Potosí y Chuquisaca consolidarán su autonomía en un referéndum simultáneo que se celebrará en 2010. El artículo 271 de la nueva CPE establece que una Ley Marco de Autonomías y Descentralización regulará la implementación de las autonomías departamentales, regionales, municipales e indígenas, todas ellas con el mismo rango y jerarquía. Los cuatro niveles autonómicos valen lo mismo porque « si una alcaldía estuviera subordinada a las órdenes un gobernador departamental, ya no sería autónoma », explicó el ministro de Agricultura Carlos Romero, ex constituyente del MAS.

La Ley Marco de Autonomías será elaborada por un Consejo Nacional Autonómico integrado por el gobierno, prefectos, alcaldes, indígenas y movimientos sociales, y aprobada por dos tercios de votos de los miembros presentes de la Asamblea Legislativa Plurinacional. La norma definirá las reglas para la elaboración de estatutos autonómicos, la transferencia de competencias, la elección directa de autoridades mediante el voto, la administración de recursos económicos, y el ejercicio de facultades legislativa, reglamentaria, fiscalizadora y ejecutiva de los gobiernos autónomos. Los proyectos de Estatuto o Carta Orgánica aprobados por dos tercios del total de miembros de cada órgano deliberativo de las entidades territoriales entrarán en vigencia como norma institucional básica mediante referendo aprobatorio.

BOLPRESS, 8 de febrero de 2009

“Con la nueva Constitución se refunda Bolivia

Posted in Referéndum par colectivoboliviano sur 26 janvier, 2009

 

Una mayoría de bolivianos aprobó el texto constitucional de Evo Morales. Pero en la Media Luna –Santa Cruz, Beni, Pando y Tarija– el voto por el No superó el 60 por ciento, con lo que los prefectos avisaron que se opondrán a su implementación.

 Por Sebastián Ochoa

Desde La Paz

Según los datos de boca de urna, la nueva Constitución fue aprobada por el 60 por ciento del electorado. Pero en los departamentos de la Media Luna (Santa Cruz, Beni, Pando y Tarija) el No superó el 60 por ciento, lo que anoche motivó grandes concentraciones en estas regiones para gritar “No” y “Autonomía”, un tipo de administración que incluye el nuevo texto pero que no conforma a la oposición al gobierno del Movimiento Al Socialismo (MAS). El presidente Evo Morales anoche celebró los resultados. “Hoy se refunda Bolivia. Es por el esfuerzo de los movimientos sociales, la lucha del movimiento campesino indígena, el más marginado, el más humillado durante la república, ahora son reconocidos como personas que tienen el mismo derecho que todos los bolivianos. Vamos bien, sólo nos falta mayor coordinación con nuestros prefectos y alcaldes. Ahora tenemos la obligación de implementar la nueva Constitución.”

La votación puso otra vez de manifiesto las diferencias entre el campo y la ciudad. En áreas urbanas, el Sí llegó al 52 por ciento; el No al 48 por ciento. En las zonas rurales, el Sí a la nueva Constitución tocó el 82 por ciento, mientras el No tuvo el 18 por ciento. Según la red ATB, el 58,7 por ciento votó Sí; el 41, 3 por ciento eligió No; el 9,7 prefirió no ir a la cita democrática; el 2,6 por ciento fueron votos nulos y 1,7 blancos. La Corte Nacional Electoral (CNE) había habilitado 3.800.000 personas para que marcaran la papeleta.

En Oruro, el Sí a la nueva Constitución consiguió el 68,2 por ciento; mientras votó No el 32,8 por ciento. En La Paz, el Sí fue del 74 por ciento; el No del 26 por ciento. Potosí cosechó el 76,3 por ciento de Sí; el 23,7 por ciento de No. En Cochabamba, el Sí alcanzó el 61,1 por ciento; el No el 38,9 por ciento. La negativa a la nueva Carta Magna se impuso en Chuquisaca (50,6 por ciento de No; 49,4 por ciento de Sí), Pando (60,7 por ciento de No; 39,3 por ciento de Sí), Santa Cruz (63,8 por ciento de No; 36,2 por ciento de Sí); Beni (65,1 por ciento de No; 34,9 por ciento de Sí) y Tarija (65,2 por ciento de No; 34,8 por ciento de Sí).

En el referéndum también se consultó a la población sobre el límite de la propiedad agraria: cinco mil o 10 mil hectáreas. El Sí a las cinco mil hectáreas obtuvo el 78,4 por ciento de los votos. La opción por los 10 mil llegó al 21 por ciento. Morales tuvo unas palabras al respecto. “Se acabó el latifundismo, se acabaron los terratenientes. Aquí terminó el Estado colonialista, el colonialismo interno y el externo. Aquí ha terminado el neoliberalismo, la subasta de nuestros recursos naturales. Gracias a la conciencia del pueblo lo recuperamos para toda la vida.”

A las ocho de la mañana, el presidente de la CNE, José Luis Exeni, inauguró el día de elecciones con la lectura de “Democracia de alta intensidad”, según el título del texto. Indicó que el proceso constituyente se inició en 1990, cuando “los indígenas de tierras bajas izaron la bandera de la Asamblea Constituyente en la denominada ‘Marcha por el territorio y la dignidad’”. En los últimos días, la oposición denunció que en el padrón figuraban electores habilitados para votar más de una vez. Exeni destacó que “sin ser perfecto, es el padrón más auditado, más saneado y más confiable de nuestra historia democrática”.

El referéndum de ayer tuvo 350 observadores internacionales. Jeniffer Mc Coy, coordinadora de la misión del Centro Carter, se refirió a las amenazas de la oposición, que se resistiría a la implementación del nuevo texto constitucional. “Todos han decidido participar de estas elecciones, tanto los que van por el Sí como los que van por el No. Tienen que respetar la voluntad del pueblo”, dijo Mc Coy a Página/12.

En el acto de apertura estaba Samuel Doria Medina, ex constituyente y jefe de Unidad Nacional (UN). Los legisladores de este partido opositor habían acordado con el gobierno nacional las reformas al proyecto de Constitución aprobado ayer. Pero Doria Medina, propietario de la cementera Fancesa, es militante del No. “Creo que hoy puede haber grandes sorpresas, porque el pueblo no quiere experimentar con su futuro, con su propiedad, con la justicia y la democracia”, anheló. El fantasma de que el gobierno empezará a expropiar fue uno de los ejes de campaña de los grupos opositores. También repudiaron la entrada en vigencia de la Justicia comunitaria, que se podría activar en simultáneo o en diferido con la Justicia ordinaria. Mediante campañas televisivas donde predominaba el rojo de personas linchadas, se anunciaba que “la Justicia comunitaria legaliza los asesinatos”, cuando la nueva Constitución http://www.nuevaconstitucion.bo) garantiza el respeto a la vida.

La resistencia a la aplicación de la nueva Constitución fue avisada por cívicos, prefectos, políticos opositores y votantes del No. El ministro de Defensa, Walker San Miguel, dijo a este diario que “llegar aquí le ha costado mucho al pueblo, que aspira a cambiar el país. El gobierno no tiene que preocuparse por la oposición, porque no tiene oposición. Sólo algunos grupos opositores errantes, fragmentados. Quizás después de este referéndum encuentren la manera de rearticularse”.

Varios voceros de la Media Luna (Santa Cruz, Beni, Pando y Tarija) adelantaron que si en “sus” departamentos triunfaba el No, la nueva Constitución tendría la puerta cerrada. “Las bolivianas y bolivianos acataremos lo que el pueblo decida a nivel nacional, porque la convocatoria del referéndum es a nivel nacional. Cuando en algún momento a algún líder cívico se le ocurra hacer una convocatoria, por parte del Congreso, en circunscripción familiar o circunscripción de barrio o de comparsa, en ese momento podemos considerarlo. Pero este referéndum es de circunscripción nacional, resultado nacional y acatamiento nacional”, dijo el vicepresidente, Alvaro García Linera, en un desayuno con periodistas. Anoche Morales remató: “No hay ningún empate felizmente, hay un solo ganador, el pueblo boliviano. No hay ninguna Media Luna, sólo hay luna llena, de la unidad de los bolivianos”.

Los rumores de fraude habían empezado días antes del referéndum. La oposición denunciaba irregularidades en el padrón y aseguraba que se quitaba con agua la tinta indeleble que la CNE pone a los votantes en el meñique así no votan otra vez. “Quienes se sienten derrotados hablan de fraude. Saludo a los derrotados, tienen derecho a hablar. Pero felizmente hay observadores internacionales que garantizan la transparencia de esta votación”, dijo Morales desde Villa Tunari, el pueblo cochabambino donde queda su urna.

En el barrio La Florida, en el sur de la ciudad de La Paz, habita gente de muchos recursos económicos. Varios votan en el colegio General René Barrientos, bautizado en honor al dictador que ordenó ejecutar a Ernesto “Che” Guevara. “Ojalá que no se apruebe esa Constitución. Es una basura, está plagada de sangre. Si se aprueba, Bolivia será un país comunista. Este referéndum fue hecho a base de fraude para que el gobierno quede permanentemente en el poder. Esa actitud de tiranos han demostrado cuando con gentes encapuchadas apresaron a líderes cívicos. Soy abogado, y me parecería una basura que empiecen a funcionar dos poderes judiciales. Si uno está en el campo y se produce algún lío, lo van a colgar. Si está en la ciudad, van a tratarlo acorde a la Justicia ordinaria. La justicia debería ser igual para todos”, dijo un anciano leguleyo. Se fue y volvió a los segundos. “Periodista, por favor no va a nombrar mi nombre. Ya estamos en esa época”, pidió.

Luego de votar, el aymara Máximo Cari sostuvo que “algunos no aceptan nuestra cultura de la hermandad. Es gente racista que no acepta que podemos ser iguales. Pero el pueblo boliviano quiere cambiar. Hasta 1952 los indígenas ni siquiera podíamos entrar a la plaza Murillo. Nuestros abuelos han sufrido que los trataran como a animales”.

Cari vivió en Córdoba en 1972, “durante la democracia de Perón. Aprendí mucho en esa época. Todos hablaban de política, de lucha, era una fuerza grande el peronismo, como es ahora el MAS. Los radicales de derecha eran poquitos, pero al tiempo vino el golpe militar en Argentina y Chile. Por eso el gobierno debería aplicar mano dura a los radicales conservadores”.

Orlando Guzmán Sandoval depositó un No desilusionado. “Nadie leyó esta nueva Constitución, como tampoco nadie leyó la actual. No estoy conforme con el tema tierra –opinó–. Bolivia necesita ya una reforma agraria. La que hizo en 1952 el Movimiento Nacionalista Revolucionario (MNR) sólo llegó al altiplano y a los valles. Pero no llegó al oriente, donde hay personas que tienen hasta un millón de hectáreas. Hoy querían hacernos votar por un límite de tierra. Pero no sirve de nada porque la nueva Constitución respeta a los latifundistas que ya están.”

PAGINA 12, 26 de enero de 2005

 

Evo: Acaba el neoliberalismo, el latifundio y el colonialismo y empieza refundación de Bolivia

Posted in Referéndum par colectivoboliviano sur 25 janvier, 2009

Discurso de Evo Morales la noche del 25 de enero de 2009

 La Paz, 25 Ene (Erbol).- El presidente Evo Morales aseguró que este domingo que con la aprobación del proyecto de la Nueva Constitución Política del Estado (NCPE) acaba el neoliberalismo, el latifundio y el colonialismo y se inicia la refundación del una nueva Bolivia.

Morales, en su discurso desde el palco del Palacio de Gobierno, ubicado en la plaza Murillo de La Paz, aseguró que hoy se refunda un país con igualdad de oportunidades para todos los bolivianos y bolivianas. “Hoy se refunda. El esfuerzo de los movimientos sociales y otros no fueron en vano, especialmente la lucha del sector indígena campesino, que ahora es reconocida como personas y como pueblos (en la NCPE), ya tienen el mismo derecho como cualquier ciudadano”, manifestó. Saludó el esfuerzo de los constituyentes que sufrieron humillación y aseguró que gracias a este hecho se está refundando el país. Afirmó que los neoliberales y “vende patrias” permanentemente están siendo derrotados en las consultas populares en el país y que los resultados obtenidos en el Referendo Constituyente garantizan las transformaciones profundas. “Primero saludar a todos los departamentos, gracias a la conciencia del pueblo hoy se acabó el latifundismo y los terratenientes con esta refundación de Bolivia. Nos comprometemos seguir trabajando con estos resultados”, aseveró el gobernante. Morales acotó que en esta jornada el colonialismo interno y externo, el neoliberalismo, al igual que la subasta de los recursos naturales del país, como lo hicieron en los gobiernos pasados.

 

Solicitada rechazada por « El Deber »

Posted in Referéndum par colectivoboliviano sur 22 janvier, 2009

Campaña 28 de Septiembre

De nuestra consideración: 
Este documento no quisieron publicarlo en periodico El Deber, pero sabiendo lo util que es esta red les pedimos difundir en su sección cartas.

Campaña 28 de Septiembre

A la Opinión Pública

Exigimos que  las Campañas Políticas  tengan el límite de la honestidad y el respeto hacia la ciudadanía. No a los Fundamentalismos Mentirosos que promueven el miedo y la doble moral.

ES MENTIRA que el nuevo texto constitucional   promueve  el aborto.

Por favor lea el artículo 7 inciso a, sobre el derecho a la vida en la Constitución Política del Estado  vigente y compare con:

Artículo 15. Toda persona tiene derecho a al vida y a la integridad física, psicológica y sexual. Nadie será torturado, ni sufrirá tratos crueles, inhumanos degradantes o humillantes. No existe la pena de muerte. (Proyecto de Nueva Constitución Política del Estado)

ES MENTIRA que el nuevo texto constitucional apruebe el matrimonio gay

En el nuevo texto constitucional se especifica que el matrimonio es entre un hombre y una mujer

Por favor lea  los  artículos 193 y194 de la Constitución Política del Estado vigente y compare con:

Artículo 63. El matrimonio entre una mujer y un hombre se constituye por vínculos jurídicos y se basa en la igualdad de derechos y deberes. (Proyecto de Nueva Constitución Política del Estado)

Es MENTIRA que se prohíban las religiones en el nuevo texto constitucional 

El nuevo texto constitucional garantiza el derecho a la libertad de religión y culto.

Por favor lea    el artículo 3, de la Constitución Política Estado vigente y compare con:

Artículo 4: El estado respeta y garantiza la libertad de cultos y de creencias espirituales. De acuerdo con sus cosmovisiones. El estado es independiente de la religión (Proyecto de Nueva Constitución Política del Estado)

Articulo 21   Los bolivianos y bolivianas tienen los siguientes derechos. Inciso 3: A la libertad de pensamiento, religión y culto expresados de forma pública o privada, con fines lícitos. (Proyecto de Nueva Constitución Política del Estado)

Exijamos respeto y honestidad, no dejemos que el miedo nos paralice. Un clima de oscurantismo que promueve el odio, la homofobia y el terror nos daña como sociedad a todos y todas. No permitamos que los fundamentalistas siembren  confusión.  

Nunca escuchamos  en las diferentes comisiones de diálogo  estas MENTIRAS., quienes las usan y repiten saben que MIENTEN. Nunca se ha mentido tanto a Santa Cruz y al país.

Campaña 28 de Septiembre 

Firmado

M. Guadalupe Pérez

Madela Sainz

Isabel Peredo

Consuelo Camacho

Mery Camargo

Marisol Guzman

Maria Luisa la Fuente

Catalina Rodríguez 

Patricia Flores

De Evo a Obama, sus diferencias y el referéndum

Posted in Política,Referéndum par colectivoboliviano sur 22 janvier, 2009

Por Alejandro Saravia

En la fría y despejada mañana del 20 de enero, unos dos millones de personas, incluyendo cientos de miles de afroamericanos, concurrieron a los inmensos terrenos del National Mall, en Washington DC, a ser testigos del juramento del nuevo presidente estadounidense Barack Hussein Obama, su primer presidente mulato.

Apretado en medio de aquella inmensa masa de espectadores, de una audiencia que deseaba profundamente ser reconocida a partir de ese día como ciudadana y no como simple sujeto consumidor, no era difícil imaginar lo que habría sentido un común mortal al ser testigo de la ceremonia de coronación del nuevo emperador en la Roma de los césares. Lo que el nuevo emperador estadounidense decida a partir de ahora, tendrá consecuencias en Kabul y en Cochabamba.

Para la hora de la inauguración del nuevo mandato en Washington, hacía ya dos días que habían empezado las celebraciones en un pueblito de Kenia, donde nació el padre de Obama. Que el hijo de un africano llegue a ser el presidente de Estados Unidos es algo tan justo, tan significativo, como la llegada de un indígena a la presidencia en Bolivia.

En ambos países, el racismo ha dejado un largo camino de cadáveres y atropellos históricos. Doce presidentes estadounidenses fueron dueños de esclavos. La propia Casa Blanca fue construida con el sudor de aquellos africanos que tuvieron la desgracia de caer en las redes de los tratantes de esclavos, en su mayoría empresarios europeos.

Muy cerca al National Mall, el lugar donde ese 20 de enero dos millones de esperanzas se apretaban para conservar el calor de sus cuerpos, está el lugar donde, hasta 1850, se compraba y se vendía carne negra. Según Eric Williams, el autor de Capitalismo y esclavitud (1944), el propio desarrollo capitalista estadounidense no habría sido posible sin la fuerza de trabajo de los millones de esclavos traídos de África.

El hecho de que el dominico Juan Ginés de Sepúlveda fracasara en 1550 en su intento de convencer al emperador del sacro imperio romano germánico y de España, Carlos I, que los indígenas de las Américas eran incapaces de gobernarse y que eran por tanto “esclavos naturales”, no impidió que millones de ellos fueran tratados como tales en los campos y minas de plata que alimentaron el desarrollo capitalista europeo.

Es ya lugar común la imagen de los dos puentes que van desde el Cerro Rico hasta España: el uno hecho de plata y el otro de huesos de indios. El costo humano de la empresa colonial entre los indígenas del Alto Perú, hoy Bolivia, fue un inmenso genocidio que hasta la fecha no ha sido ni reconocido ni reparado.

Desde esta perspectiva, la historia de los pueblos indígenas y los africanos en las Américas no es muy disímil. Ha tomado siglos el que un descendiente de indígenas y el otro de africanos ocupen, respectivamente, la presidencia del país militarmente más poderoso del mundo y del país más saqueado y más pobre de Sudamérica.

¿A quién deben beneficiar las riquezas?

Con toda diferencia que existe entre la primera y la última potencia de las Américas, ambos presidentes se plantean una interrogante: ¿a quién deben beneficiar las riquezas del país?

En Estados Unidos, el dar rienda suelta al sector empresarial, el levantar cuanto obstáculo fiscal, legal o medioambiental se oponía al enriquecimiento rápido, el creer fanáticamente que el Estado no tiene un papel en la dirección de economía del país, le ha llevado al descalabro económico. Obama hereda la mayor crisis desde la Gran Depresión de 1929. En su discurso de asunción de la presidencia, Obama habló de poner un freno a ese capitalismo desbocado, de hacer que la economía beneficie a todos sus ciudadanos, y no únicamente a las pocas familias que controlan la riqueza de ese país.

Copiando en algo a Evo, Obama ha decretado no una reducción pero sí un congelamiento de salarios para los miembros de su administración. También ha señalado su intención de hacer que su gobierno sea más transparente y menos corrupto. Sin embargo, la gran diferencia es que Obama quiere renovar la narrativa de la gran empresa imperial capitalista, mientras Morales quiere desmontar las consecuencias de esa narrativa en la periferia boliviana. Obama no pide disculpas por el estilo de vida en Estados Unidos, un estilo de vida consumista que ha llevado al mundo al borde de la catástrofe medioambiental.

En Bolivia, el tema del próximo referéndum plantea la misma pregunta: ¿a quién deben beneficiar las riquezas del país? Esta es la pregunta que no se hacen los proponentes del No. O confundidos o confundidores, ellos lanzan al aire el tema de que la nueva Constitución apoya el aborto, que no es otra cosa que reconocer el derecho humano que tiene toda mujer de decidir por ella misma si quiere o no ser madre.

Los campeones del No lanzan el tema de que Evo no ha ido a la escuela. Como si tener un título universitario, algo deseable y necesario para todos los bolivianos, sin importar su origen étnico, fuera una garantía absoluta de idoneidad, honestidad y sentido común. ¿Qué han hecho muchos de los titulados en el exterior cuando llegaron al gobierno? Empezando por Gonzalo Sánchez de Losada, no han hecho otra cosa que saquear muy doctamente el erario público.

Una de las razones por las que se le negaba al indígena el derecho al voto hasta 1952 era porque no sabía leer ni escribir el castellano. Ahora, los proponentes del No dicen que si alguien no tiene título universitario no puede ser elegido presidente. Lo que están diciendo es, en realidad, que un indio no puede ser presidente. El racismo es el mismo.

Al final del día, el tema del referéndum no es el Evo. Es determinar, mediante una Constitución, por ejemplo, si el agua debe ser un derecho humano o un bien sujeto a las reglas del mercado, es decir, de acceso a quien pueda pagarla. Es determinar a quién le pertenece el país: a los bolivianos o a esa clase social que se encargaba de administrar el Estado para beneficio del capital transnacional y que quiere a toda costa el regreso de USAID, la DEA y el chantaje permanente de la certificación y las preferencias arancelarias.

 

 

Más allá del no, Morales avanza sobre 5 bastiones de la derecha

Posted in Referéndum par colectivoboliviano sur 21 janvier, 2009

El MAS se apodera de la bandera autonómica

Rolando Carvajal

Sacando provecho de la desesperación de sus adversarios, la mancha azul copa más espacios en Tarija, Chuquisaca y Pando, y estremece el tradicional predominio de la derecha más extrema en Beni y Santa Cruz. Sin embargo, La Paz puede amargar la fiesta

Hábilmente convertida por la derecha en un virtual plebiscito sobre el respaldo actual del electorado boliviano al gobierno del presidente Evo Morales, el referéndum de este domingo 25 en Bolivia tiende a consolidar la creciente presencia del MAS en cinco regiones claves para la continuidad del mandatario y su régimen.

Uno de los brazos de la tenaza masista, que amenaza con reducir la hegemonía de los radicales de derecha en los orientales departamentos de Beni y Santa Cruz, proviene de Pando, en el extremo norte amazónico del país, doblemente templado entre agosto y septiembre, por la ratificación de Morales y la matanza de una veintena de campesinos que terminó fortaleciendo las posiciones oficiales.

El segundo brazo proviene de Tarija, en el sur fronterizo con Argentina y Paraguay, donde los movimientos sociales que defienden al régimen pro socialista se disponen a dar por liquidado el empate de hace sólo seis meses con las fuerzas de la derechista gobernación regional.

Por el centro, ganados ya los valles cochabambinos, los oficialistas del departamento de Chuquisaca  están cerrando filas para terminar con el predominio, sobre todo citadino, de sus enconados adversarios, responsables junto con sus aliados en varias regiones, de la fuga y derrumbe de la Asamblea Constituyente (AC) con que Morales y sus seguidores intentaron « refundar Bolivia » el año pasado.

De acuerdo al historial de la Corte Nacional Electoral (CNE), en Chuquisaca, el avance del MAS se forjó a paso sostenido: desde los 66 mil votos de las elecciones del 2005, ha subido a los 75 mil logrados para la Constituyente y luego a los 92 mil obtenidos (53 %) en el referéndum que en agosto del 2008 ratificó al Presidente en su cargo.

En Tarija el caudal electoral del mandatario ascendió de 28 mil votos el 2005, a 46 mil el 2006 y a 66 mil hace seis meses (49.8 %).

En Pando, trepó de apenas el millar de votos conseguidos el 2005 a los 6.651 logrados para Constituyente, llegando a rebasar el 2008 los 13 mil que le dieron el 50 % de los votantes pandinos.

La conquista de los tres reductos aledaños al cuartel central derechista, según las encuestas de uno y otro bando, se viene acompañada de una tenue en principio —pero ya densa a escasos días del voto— infiltración masista en el corazón de la derecha más radical: los departamentos de Santa Cruz y Beni, donde la dirigencia empresarial hace aguas en el intento de  conservar la votación que le permitió asestar dolorosas zancadillas enormes a Morales, que, a su vez, celebra tres años de gobierno.

 

Vacuna saludable

A diciembre, los sondeos del gubernamental Observatorio de Gestión Pública (OGP) proclamaban la victoria de Sí en el referéndum constitucional, a tono con los discursos del Presidente, que daban por hecho, con base en los informes de sus ministros, el triunfo oficialista en las urnas en los nueve departamentos del país.

Pero a mediados de enero, bien miradas la tendencias y la semi-rearticulación  de los opositores, Morales tuvo que jalar las orejas a los responsables de sus cohortes. No porque el Presidente publicitara la victoria, reclamaba, los militantes debían quedarse cruzados de brazos esperando los votos del cielo.

« !Tienen que hacer campaña! » les recriminó, al disponer el repotenciamiento de la convocatoria, la re-evaluación del optimismo, y la exigencia de que la militancia vaya a la urnas, para bajar la peligrosa escalada del abstencionismo, los votos nulos y blancos y la remozada campaña por el no, que, jalándose los pelos, recurrió en última instancia a los símbolos del catolicismo para atacar a un « régimen ateo », fracasada como quedó la contra-campaña en desmedro de la nacionalización de los hidrocarburos.

 « El gobierno ya no está seguro de batir record de votación en el referéndum », tituló a una semana de los comicios el portal Bolpress. « Sondeos recientes y algunos ministros del Poder Ejecutivo anticipan la victoria del Si con una votación aproximada de 60% », agregó, bajando las expectativas de superar el 67 % logrado en agosto pasado o los delirios de alcanzar el 80 %.

« Me equivoqué, perdón, disculpas, he sido muy optimista. El optimismo a veces nos puede hacer cometer errores », corrigió a su vez el mandatario.

Desesperación y exabruptos

Pero más que las enmiendas y virtudes del oficialismo, el « repotenciamiento » de la campaña masista y la consolidación de su presencia en regiones adversas, han  sido atribuidos también a la desesperación  de la derecha que, a semanas del encuentro en las urnas, había comenzado a perder,  ya confundida, la bandera de las autonomías.

La enseña autonómica fue el combustible que sustentó a la derecha más radical y durante los últimos tres años, los prefectos y empresarios de la derecha insistieron entre sus bases el voto por el Sí a las autonomías. Pero de pronto, al estar incluido el régimen autonómico en el texto a aprobarse de la nueva Constitución y al estar respaldada esta inclusión —con amplias modalidades departamentales, indígenas y regionales— por una fracción centrista de la misma derecha (Podemos), para los radicales fue difícil contra-instruir el voto por el No a las autonomías ofertadas por el gobierno izquierdista.

La confusión del electorado entre uno y otro zarandeo se reflejará, estiman observadores, en la abstención y los votos nulos o blancos de una ciudadanía que en menos de seis meses asiste  a dos referéndums y que en los últimos cuatro años se ha congregado en torno a seis procesos electorales, incluidas elecciones prefecturales y generales, además de la conformación de la AC y al consulta sobre la venta del gas a Chile, el 2004, junto a los comicios municipales.

Sin embargo en La Paz, donde los conservadores mantienen bolsones de voto significativo, el rechazo  puede dar más de una sorpresa, sobre todo si logran acercarse al considerable caudal del 35 %que recibió el último prefecto de la derecha paceña, José Luis Paredes, que, de todas maneras fue revocado en su mandato.

Desplegando el rumor de las expropiaciones, los activos reductos derechistas, sobre todo de las circunscripciones de clase media y alta, proclaman un no rotundo que se extendía entre los medianos propietarios temerosos de perder sus pequeñas fortunas, pese a que no son mayoría en el departamento.

Cuestionado, pero … inevitable

Igualmente, la recurrencia a la fe católica o la aparición de un sicario con intenciones asesinas, entre otras acciones desesperadas, han llevado  a los adversarios del presidente Evo Morales hacia el borde de una derrota en el referéndum del 25, cuando incluso un caudal considerable del « sí » terminará beneficiándolo, según el viejo dicho de que lo que no mata fortalece.

El sondeo empresarial señala que la negativa congrega al 47 % de los electores, mientras las encuestas oficiales estiman un respaldo del  65 %, engordado por el margen de error. Pero, de confirmase una media del 56 % entre ambas proyecciones, Bolivia estará de todas maneras en condiciones de estrenar este 25 de enero una nueva Constitución Política del Estado, y de realizar elecciones generales en diciembre, o adelantarlas para junio, con una prórroga casi segura de Morales.

La última carta opositora se reducirá entonces a deslegitimar el triunfo por debajo del 67 % con que el mandatario fue ratificado el año pasado, cuestionamiento que, para entusiastas ex colaboradores del ex embajador Philip Goldberg, servirá de base para rearticular fuerzas a fin de disputarle a Morales, más que la Presidencia, unos escaños decisivos en el nuevo Parlamento plurinacional que se avizora.

« Estoy tan confundido, que incluso sospecho que el MAS tiene a su favor una eventual victoria del No, porque de esa manera todo el 2009 estaremos entrampados en el ajuste y nombramiento de autoridades y en el escenario eleccionario solo existirá el candidato del MAS », comenta Willy Flores Medina, editor de ExeClub, un portal sobre la política boliviana.

« A la luz del mencionado recurso a lo religioso para desprestigiar el proyecto popular, los resultados del referéndum serán también un interesante indicador del peso e influencia real que tienen en la actualidad ciertas jerarquías y discursos eclesiásticos aferrados a teologías neocoloniales, empecinadas en mantener inamovibles las estructuras de una sociedad excluyente y los privilegios de unos pocos », dice Alejandro Dausá, de ALAI-AmLatina

« Tantos desmanes fortalecieron más bien al Gobierno…con todo ello, la oposición ha quedado muy debilitada y dividida », concluye desde La Paz el antropólogo jesuita Xavier Albó. « Hasta la dosificación de la campaña por el No suena a apostar por un ‘no’ en tono menor, que simplemente quiere evitar un Sí demasiado apabullante », agrega.

Formados casi en fila, aprovechando el referéndum como plataforma para postular su candidatura presidencial, los adversarios de Morales se empeñan en recoger los votos sobrantes del banquete oficial, peleando codo a codo un mayor espacio en el espectro opositor, de tal manera que a Samuel Doria Medina le incomoda la presencia de Carlos Mesa  y el silencio de Tuto Quiroga, mientras el solitario alcalde René Joaquino intenta no ser avasallado por el rodillo masista en su propio terruño potosino.

Por ese mismo rumbo, y pese a los berrinches para la TV, los prefectos Rubén Costas de Santa Cruz, Ernesto Suárez del Beni y Mario Cosío de Tarija ven las bardas de sus vecinos arder y ponen las suyas a remojo continuo, sin poder auxiliar de veras a los radicales pandinos, abandonados a su propia suerte y en vías de sufrir la peor derrota de su larga historia en el dominio feudal de la Amazonia norte.

Dilema esencial

A escasos días de su nueva victoria, el presidente Morales luchaba sin embargo contra la tendencia al ausentismo aún entre su propia militancia, lo que dejaba ver la enorme preocupación por un triunfo no contundente, ese que puede plantearle problemas a la hora de la reelección y la continuidad del régimen izquierdista.

Casi resignado, el académico opositor Jorge Lazarte, se limitó a lamentar esta semana el mayor fracaso de la Constituyente (« no haber compatibilizado la demanda por la justicia social con el Estado de Derecho »), la persistencia de la división y el retorno de la polaridad, además de la impronta de una « cruda ambición de poder arropada de mesianismo » y un futuro de múltiples conflictos.

Para otros sectores, advertidos de las fechorías de la derecha pero igualmente decepcionados por el nepotismo reciente, cuestionado por el propio Morales (lo cual no impide que siga desfilando entre Palacio y las Superintendencias), la cuestión se planteaba bajo la forma, a decir de Alfonso Gumucio, de un callejón sin salida « que nos obliga a escoger entre un Sí y un No que no nos convencen: un No que podría sumarse a la derecha y un Sí que favorece a un gobierno autocrático ».

  ¿Sugerencias?: « me basta estar en desacuerdo con diez o doce fundamentales para no entregar mi Sí ciegamente. Sin embargo, tampoco voy a entregar mi No a quienes he combatido durante toda mi vida —propone Gumucio— Si votara con mi conciencia, honestamente, manifestaría mi rechazo a esta manipulación pifiando mi voto con una mordaz interjección ». (fin)

BOLPRESS, 21 enero de 2009

 

Las verdaderas razones del « no » a la Constitución

Posted in Referéndum par colectivoboliviano sur 20 janvier, 2009

19 DE ENERO DE 2009

Por Carlos Echazú Cortez

La necesidad de revelar las verdaderas razones del « NO » al proyecto de Nueva Constitución, surgen de la manifiesta falsedad de los argumentos que se han expresado explícitamente para rechazar la Constitución. Por un lado, se ha dicho que la Constitución estaría violando la libertad de las personas. Este Argumento es por demás falaz, dado que la propuesta de Constitución, como en ninguna otra Constitución el Latinoamérica y, quizás en el mundo, enumera las libertades y los derechos humanos hasta de cuarta generación. Entonces, la parte dogmática, encargada de salvaguardar libertades y derechos, es la más completa que pueda pensarse. Por otro lado, se ha sostenido que la propuesta constitucional no estaría reflejando el anhelo autonomista de las regiones. Esta afirmación es también embaucadora, dado que la nueva Constitución evidentemente diseña un modelo de autonomías que otorga nada menos que 36 competencias exclusivas a los gobiernos departamentales y además, guste o no, es el primero que ha existido en la historia de Bolivia.

Por otro lado, el texto constitucional está perfectamente acorde al texto del referéndum del año 2006. El problema de la religión ha sido tratado de modo realmente mentiroso y malintencionado. No hay absolutamente nada en la propuesta que lleve a una persona honrada a sostener que se « estaría prohibiendo la religión católica », como lo sostiene un spot publicitario. Sobre esta temática, la constitución enarbola dos principios liberales, establecidos en todas las constituciones del mundo: la libertad de cultos y la independencia del Estado con relación a la Iglesia. Será bueno recordar a estos señores, que gustan posar de « modernos », que fueron los conservadores los que se opusieron a estos principios liberales en el siglo XIX.

Bien, si estos argumentos no son entonces válidos, ¿Cuáles serán entonces las verdaderas razones para el « NO » a la constitución? En cuanto se refiere a los politiqueros neoliberales que acostumbraron a medrar del Estado, la propuesta constitucional tiene varias salvaguardas para evitar que eso siga sucediendo. Algunas de ellas son:

Art. 150. « Los Asambleístas suplentes…no recibirán remuneración ». Art. 157. « El mandato de Asambleísta se pierde…por abandono injustificado de sus funciones por más de seis días de trabajo continuos y once discontinuos en el año ».  Dedicado a aquellos políticos que acostumbraron a prometer el cielo y las estrellas en las campañas electorales y luego olvidarse de esas promesas una vez que asumieron funciones, la nueva Constitución dispone que: Art.240. « Toda persona que ejerza un cargo electo podrá ser revocada de su mandato ».

Para disgusto de políticos y empresarios neoliberales que hicieron uso, a su gusto, del poder judicial, nombrando en cuoteos desvergonzados a sus compinches a los cargos claves de este poder, la propuesta dispone que: Art. 182. « Las magistrados y los magistrados del Tribunal Supremo de Justicia serán elegidas y elegidos mediante sufragio universal ».

Para aquellos empresarios neoliberales que se acostumbraron a hacer sus negociados con los recursos del Estado y del país aprovechando sus relaciones con el Estado, la propuesta de Constitución afirma que: Art.176. »Para ser designado ministro o ministra se requiere…..no ser directivo, accionista ni socio de entidades financieras o empresas que mantengan relación contractual…con el Estado ». Art. 357. »….ninguna persona o empresa privada boliviana podrá inscribir la propiedad de los recursos naturales bolivianos en mercados de valores… »

Art. 372. « Pertenecen al patrimonio del pueblo los grupos mineros nacionalizados, sus plantas industriales y sus fundiciones, los cuales no podrán ser transferidos o adjudicados en propiedad a empresas privadas por ningún título ». Para aquellos políticos que aprovecharon la desinformación en la que vivía el pueblo boliviano para cometer sus actos de corrupción, la nueva propuesta sostiene que: Art. 242.4. « …La información solicitada por el control social no podrá denegarse ».

Pensando en los políticos y empresarios neoliberales que, lejos de pensar en el desarrollo del país, aprovecharon el caos en la economía para sacar ventajas de ello, la constitución afirma que: Art. 316. « La función del Estado en la economía consiste en: 1. Conducir el proceso de planificación económica y social, con participación y consulta ciudadana ». Para aquellos neoliberales que gustaban sacar rédito con los gobiernos imperialistas, aprovechando la condición de país subdesarrollado, la propuesta constitucional dice que: Art. 344. « Se prohíbe… la internación, tránsito y depósito de residuos nucleares y desechos tóxicos ».

A aquellos capitalistas que solo pensaban en sus ganancias, independientemente de lo que pasara con el medio ambiente, la constitución les pone freno sosteniendo que: Art. 347. « ….Se declara la responsabilidad por daños ambientales históricos y la imprescriptibilidad de los delitos ambientales ».

A los terratenientes y latifundistas, la Constitución les dedica…: Art. 398. « se prohíbe…. La explotación de la tierra que aplica un sistema de servidumbre, semiesclavitud o esclavitud en la relación laboral…..En ningún caso, la superficie máxima podrá exceder las diez mil ( o 5 mil, dependiendo del resultado del referendum) hectáreas ». Art. 401. « El incumplimiento de la función económica social o la tenencia latifundista de la tierra, serán causales de reversión y la tierra pasará a dominio y propiedad del pueblo boliviano » Estas, y otras como éstas, son las verdaderas razones del « NO » a la nueva Constitución.

En Bolivia la liza llega al cielo

Posted in Referéndum par colectivoboliviano sur 8 janvier, 2009

Alejandro Dausá


Santa Cruz

En Bolivia, a poco más de dos semanas para el referéndum por la nueva Constitución Política del Estado, son pocos los que aún piensan en analizar con detalle su texto; en todo caso la hora de los debates quedó atrás, y llegó en cambio el momento de la contienda de consignas. La cuestión es apelar a sentimientos, llegar a los imaginarios, estremecer corazones, conmover.

Como calco y copia de estrategias ya ensayadas con escaso éxito en Venezuela y Ecuador, los grupos de poder locales se decidieron a jugar a fondo una de sus últimas cartas: la de la religiosidad. En los países mencionados sus mandatarios se mueven con holgura en ese ámbito, e incluso manejan, elaboran y proponen análisis de la realidad a partir de categorías teológicas impecables, fundamentadas en principios del cristianismo liberacionista. No es el caso boliviano, en el cual esa dimensión fue descuidada, o probablemente hasta menospreciada por los responsables de trazar pautas desde el gobierno.

En las ciudades de Sucre y Santa Cruz, que son parte de la ahora menguante Media Luna opositora, se organizaron en estos días concentraciones públicas por el NO con fuerte énfasis en símbolos y discursos religiosos. A la primera acudieron cuatro prefectos (gobernadores) que contaron con la presencia y respaldo del arzobispo católico del lugar, Jesús Juárez. El aporte evangélico fue provisto por un ex cantautor, devenido predicador musical. Si bien el evento se publicitaba como una jornada « por la defensa de la fe », en la práctica se transformó en burdo acto proselitista. Una foto antológica, muestra a esas cuatro autoridades en pose angelical, portando cirios encendidos. Nadie creería que son los mismos que hace pocos meses apostaron a la desintegración del país, promoviendo la violencia, alentando y organizando saqueos, destrucción de bienes públicos, y una masacre de campesinos.

En Santa Cruz la jerarquía católica tuvo el tino de no asistir, pero hubo en cambio notable presencia protestante, con bandas electrónicas y un pastor-exorcista que se ocupó de presentar a Evo Morales como una reencarnación del mismísimo demonio, y a la Nueva Constitución como puerta de entrada para toda clase de males. Una inmensa gigantografía proponía una diáfana síntesis del mensaje. Se podían observar ahí grandes fotos de la portada (tachada) del nuevo texto, la portada de una Biblia, y una imagen clásicamente anglosajona de Jesucristo. Debajo, en grandes letras, la consigna: « Elija a Dios-vote por el NO ». Dicha consigna se reitera en un spot televisivo en el cual se contrapone la imagen de Evo vestido a la usanza indígena, con la de Jesucristo, mientras detrás de un ejemplar del texto constitucional arden llamas infernales.

Con franco tono escatológico, la derecha política intenta conmocionar los sentimientos de un pueblo profundamente religioso, advirtiéndole que se trata de la lucha entre el Bien y el Mal, y que de triunfar el SÍ el indio-presidente obligará a todos los bolivianos a adorar a la Pachamama, a renunciar a la patria potestad, a abominar de la fe cristiana, a cerrar escuelas confesionales, fomentará el matrimonio entre personas del mismo sexo, el aborto, el comunismo, y un etcétera que sólo encuentra límites en la imaginación desbocada, que se atiza sistemáticamente desde los grandes medios de comunicación.

Este tránsito hacia lo religioso demuestra la desesperación que sufren los sectores de poder, pero además la ausencia, reconocida por ellos mismos, de estrategias comunicacionales efectivas. Por ejemplo, invirtieron dos años largos en promover las autonomías regionales machacando a la opinión pública con la palabra SÍ, y ahora se ven obligados a realizar piruetas para promocionar el NO, lo que les obligó a derrochar millones de pesos en carteles, camisetas, banderas y pancartas que han tenido que desechar por inútiles. En otra extraña voltereta, deben renegar de sus propios proyectos autonómicos, ya que ahora sí las autonomías se insertan en el marco legal del nuevo texto constitucional, lo cual los conmina a negar rotundamente las afirmaciones que hacían hasta hace poco. Para expresarlo en pocas palabras, construyeron dos poderosos símbolos que hoy enarbola el enemigo.

Más allá de estas anécdotas de última hora, y a la luz del mencionado recurso a lo religioso para desprestigiar el proyecto popular, los resultados del referéndum serán también un interesante indicador del peso e influencia real que tienen en la actualidad ciertas jerarquías y discursos eclesiásticos aferrados a teologías neocoloniales, empecinadas en mantener inamovibles las estructuras de una sociedad excluyente y los privilegios de unos pocos.

http://alainet.org/active/28336

Más grupos de izquierda y derecha rechazan el proyecto constitucional

Posted in Referéndum par colectivoboliviano sur 6 janvier, 2009

La Carta Magna nacionalista, « tibia » para unos y « totalitaria » para otros


Varias organizaciones y movimientos ciudadanos ubicados en ambos extremos del espectro político hacen campaña contra el proyecto de Constitución Política del Estado (CPE) que será sometido a referéndum popular dentro de 20 días. La Carta Magna precautela los intereses de latifundistas y transnacionales, aseguran las agrupaciones de izquierda, mientras que los grupos de derecha convocan a votar en contra del « totalitarismo » indigenista.

Según la izquierda, el MAS traicionó al movimiento popular al pactar con los conservadores del MNR, UN y Podemos una Carta Magna nacionalista y « tibia » que tampoco satisface a los sectores derechistas.

El artículo 7 del texto constitucional aprobado por la Asamblea Constituyente precisaba que « la soberanía reside en el pueblo boliviano y se ejerce en forma directa ». Pero como la democracia directa aterroriza a la derecha y le recuerda los órganos de poder de las masas (la COB de 1952 o la Asamblea Popular de 1971), el nuevo texto pactado dice que la soberanía « se ejerce de forma directa y delegada. De ella emanan, por delegación, las funciones y atribuciones del poder público ».

Pero esa no es la única gran concesión del oficialismo, afirma el activista Alejandro Guerrero de la Agrupación Marxista Revolucionaria (AMR). El artículo 45 decía que « Todas las bolivianas y bolivianos tienen derecho a la seguridad social con carácter gratuito ». En el nuevo texto se ha eliminado toda referencia a la gratuidad.

El artículo 310 original establecía que uno de los objetivos de las entidades económicas de propiedad estatal era « administrar servicios públicos, directamente o por medio de empresas público-comunitarias ». El texto pactado con la derecha menciona que los servicios se administrarán « directamente o por medio de empresas públicas, comunitarias, cooperativas o mixtas ».

El apartado I del artículo 351 aprobado por la Asamblea Constituyente establecía que « El Estado, a través de entidades públicas, sociales o comunitarias, asumirá el control y la dirección sobre la exploración, industrialización, transporte y comercialización de los recursos naturales ». Ahora dice: « El Estado asumirá el control y la dirección sobre la exploración, explotación, industrialización, transporte y comercialización de los recursos naturales estratégicos a través de entidades públicas, cooperativas o comunitarias, las que podrán a su vez contratar a empresas privadas y constituir empresas mixtas ».

Históricamente, en Bolivia las cooperativas han sido la puerta de entrada del capital privado, pero el texto tiene el mérito de la claridad cuando añade « o mixtas », es decir empresas privadas con participación del Estado, subraya Guerrero.

Guerrero advierte que tal modificación otorga legalidad constitucional al estado de cosas que condujo al pueblo de Bolivia a dos insurrecciones en defensa de los recursos naturales.

El apartado III del mismo artículo disponía que « La gestión y administración de los recursos naturales se realizará garantizando el control y la participación social en la toma de decisiones ». En el nuevo texto se suprimió « en la toma de decisiones » y quedó « en el diseño de las políticas sectoriales ». Esto significa que a la « participación social » se le podría reconocer cierto derecho de opinión, pero jamás permitir que intervenga en la toma de decisiones, lo cual se vincula con el apartado I y con el artículo 7 (democracia « delegada », no directa).

El artículo 373 establecía que el agua y los servicios conexos, derechos fundamentalísimos para la vida, « no podrán ser objeto de apropiaciones privadas y tanto ellos como sus servicios no serán concesionados ». El texto pactado con la derecha suprime la prohibición de la apropiación privada y señala que estos recursos « están sujetos a un régimen de licencias, registros y autorizaciones conforme a la ley ».

La derecha en campaña

Aunque la propuesta constitucional pactada ha dado un notorio giro hacia el « centro » político, organizaciones cívicas, instituciones y movimientos ciudadanos de al menos seis departamentos iniciaron una campaña por el NO al proyecto de CPE del MAS.

Activan la campaña opositora los grupos Juventud Kochala, Santa Cruz en Acción, Jóvenes por Bolivia y Casa de la Juventud, entre otros movimientos en Pando, Beni y Tarija. Se prevé que en los siguientes días se sumen a esta « cruzada por la libertad » agrupaciones de Potosí, Oruro y Chuquisaca, informó el presidente del movimiento ciudadano « La Paz en Acción » Boris Bernal Mansilla.

A primeras horas de este lunes, miembros de La Paz en Acción realizaron un mitin en la Plaza Abaroa para rechazar el proyecto de constitución y establecieron contactos con otros movimientos del interior del país a través de las redes de televisión.

Los opositores de Santa Cruz organizan para este martes una « jornada de oración » en Sucre para alertar a los feligreses que la Constitución pone en riesgo la fe religiosa. Por otro lado, recorren por los nueve departamentos del país retazos de una gigantesca polera por el NO, los cuales serán unidos al final de la campaña como un « símbolo de integración nacional en contra de los afanes totalitarios » del gobierno.

El senador del MAS Ricardo Díaz denunció que empresarios y otros sectores de derecha comenzaron a difundir un texto constitucional falso en el departamento de Chuquisaca para confundir a los ciudadanos, el cual incluiría supuestos ataques a la libertad de fe, en particular al catolicismo, a la propiedad privada y a las autonomías.

El documento fue detectado en la ciudad de Sucre, aunque Díaz no descartó su circulación en otras regiones. El domingo, el dirigente cívico cruceño Braco Marinkovic instó a sus coterráneos a rechazar la CPE esgrimiendo los mismos argumentos señalados en la falsa Constitución divulgada en Sucre.

Algunos izquierdistas llaman a la abstención

Varios activistas de izquierda critican al gobierno por « rifar » la lucha de los movimientos sociales en el Congreso, el cual no estaba legalmente habilitado para reformar la Constitución aprobada por la Asamblea Constituyente. Por eso, algunos reclaman la reconsideración del proyecto de CPE original y otros convocan a la abstención en el referéndum.

Se han pronunciado en contra el proyecto constitucional la agrupación denominada los « Defensores del Gas » de la ciudad de El Alto liderada por Roberto de La Cruz, jóvenes de Alto Beni, chóferes del transporte internacional, campesinos de Aroma, la comisión Tierra y Territorio del XV Congreso Ordinario de la Provincia Omasuyos de la Federación Única de Trabajadores Campesinos La Paz Tupak Katari realizado en Santiago de Huata, la Universidad Pública de El Alto (UPEA), y sectores del Movimiento Sin Tierra (MST). Todos estos grupos coinciden en que la nueva CPE no afecta los intereses de los grandes terratenientes.

Los campesinos de Omasuyos creen que el proyecto constitucional es un fraude porque protege a latifundistas y no a sectores indígenas en sus artículos 394 y 399. El dirigente de los choferes del transporte internacional Silvestre Susano explicó que el Art. 308, parágrafo II, constitucionaliza el modelo neoliberal, pese a la promesa electoral de derogar el 21060. Sólo se abrogó el Art. 55, pero « nada ha cambiado », reclamó.

Alex Parijawa, del Consejo de Jóvenes de Alto Beni, lamentó que el Art. 362, parágrafo I, constitucionaliza los contratos ilegales firmados con las transnacionales petroleras. « Esta es la mejor prueba de que el gobierno de Evo Morales y el MAS no han realizado una verdadera nacionalización de los hidrocarburos, mucho menos de los recursos naturales ».

Parijawa informó que el Consejo de la Juventud de Alto Beni, conformado por 60 jóvenes, se ha trazado como meta realizar una campaña de socialización y lectura de comprensión de la nueva CPE en Alto Beni, y al mismo tiempo demandar la reconsideración del texto sancionado por la Asamblea Constituyente en Oruro. Aclaró que el representante del Consejo Nacional del Cambio (CONALCAM) Fidel Surco fue desconocido por traicionar los intereses de sus bases.

La Agrupación Marxista Revolucionaria (AMR) convocó a la abstención y a movilizarse en contra de la derecha y del texto constitucional derechista.

BOLPRESS, 6 de enero de 2009

Los boumerang del referéndum ratificatorio

Posted in Referéndum par colectivoboliviano sur 25 août, 2008

Por Xavier Albó*

El referéndum del 10 resultó pacífico, democrático y muy participado. No fue revocatorio sino ratificatorio, con goleada sobre 2/3 para Presidente y Vicepresidente y victorias claras pero menos contundentes para los cuatro prefectos de la Media Luna, aunque se revocó por un 64% a Pepe Lucho y Manfred, como estaba cantado. Pero algunas novedades y reacciones merecen algunos comentarios adicionales a los de todo color y condición que ya han salido en los medios e Internet.

Lo analizaré bajo la figura del boumerang, es decir aquel medio arco de los indígenas de Australia que se lanza hacia un objetivo y después retorna al que lo ha lanzado de modo que si le agarra desprevenido puede herirle. Si lo prefieren, hablemos de tiros por la culata o de autogoles.

El boumerang madre fue, naturalmente, el que se volvió contra Manfred y PODEMOS que insistieron inicialmente en llevar adelante ese referéndum que los ha sacado de la cancha.

Otro fue el de los 2/3, tan cacareado en la Constituyente. Allí su primer golpe fue contra el MAS, que se desgastó siete meses en esa pelea fortaleciendo “sin querer queriendo” a una oposición que encontró en esos 2/3 su nueva bandera de democracia. Ahora podrían revender al MAS, a precio de remate, los miles de poleras que les quedan, porque el segundo salto del boumerang ya va contra ellos mismos. El único prefecto que rebalsó esa marca fue el de Potosí (79 %). Se le acercó el del Beni (64%) pero el propio Costas, después de datos parciales que reiteradamente le daban más de 2/3, al final se queda con 59%.

Tercer boumerang: el voto por Evo en los cuernos de la Media Luna, ganando en Pando y raspando con un “empate técnico” en Tarija. Desde esta perspectiva la mitad extrema de la Media Luna traslada el empate a su propio departamento, hacia un Cuarto Menguante. Mirando con lupa los resultados, resulta que en Tarija Evo sólo perdió en la capital y en Pando incluso la capital lo apoyó. Es algo a ser tomado en cuenta, a igual que el 40 y más % logrado, por primera vez, en las fortalezas antes inexpugnables de Beni y Santa Cruz.

La mayoría de los medios – sobre todo los escritos y televisivos – si son periodísticamente objetivos deberían encajar también otro boumerang: el de los resultados sensacionalmente divulgados antes de que el arco les rebote desde el campo o incluso de la periferia urbana.

Con todo cariño debo reclamar del propio medio que publica mi columna, que dos días después del referéndum lanzó su gran titular sobre las irregularidades detectadas por la OEA. Fui a los detalles de la página interior y eran sólo menudencias muy comunes a todo proceso semejante, como enseguida aclaró el propio Stein, de la OEA. Tal aclaración ya sólo apareció el día siguiente en página interior. Pero al día siguiente el editorial persistió hablando del “grave quebranto” en la credibilidad del referéndum. Incluso sancionaron a Stein con la flecha para abajo en el “Tobogán”. La Corte tuvo que pagar una costosa página “solicitada” para precisar el alcance estadístico de los datos. Pero el efecto publicitario ya se había lanzado a los cuatro vientos. ¿Quién acaba perdiendo en credibilidad? ¿Stein o el periódico?

Otra cosa es que sí conviene ajustar el padrón electoral y, con ello, cambiar incluso la actual norma. Mejor sería depurar sólo a quienes hayan estado ausentes en dos eventos electorales seguidos.

El último boumerang me sospecho que se lo están ganado los que, tras el nuevo posicionamiento marcado por el Soberano, se siguen empeñando en no entrar en el diálogo. El gran mensaje del pueblo es que desea paz y unidad. El discurso de Evo fue en esta línea, y así lo han reconocido representantes de las principales iglesias, incluido el arzobispo de La Paz, que este viernes han orado y desayunado con él. Los discursos de Costas, no. Bastantes -masistas o no- lo vieron como el “gato acorralado” que saca las uñas y los dientes. Tal vez por eso, ni siquiera se ha optado por no registrarlo por escrito en la página web de su prefectura. Pase como “el derecho al pataleo”. Pero no como una posición seria y constructiva. Duros de ambos lados, ¡ábranse ya al dialogo, desde la premisa de que lo primero es el país y los más pobres!

*Xavier Albó es jesuita, antropólogo e investigador de CIPCA

CipcaNotas, Boletín Virtual No 242, Año 7. Agosto de 2008. www.cipca.org.bo

 

 

Page suivante »